El Banco de España alerta del efecto en el empleo de subir el salario mínimo

El Banco de España alerta del efecto en el empleo de subir el salario mínimo

Uno de los grandes objetivos que se ha fijado para su mandato el nuevo gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, es reforzar el papel de la institución en la alerta temprana de posibles crisis y su mitigación. Y su primer discurso ante la comisión de Economía del Congreso de los Diputados, este miércoles, se ajusta perfectamente a ese empeño. Hernández de Cos ha valorado positivamente el crecimiento actual de de la economía española, pero ha advertido de la desaceleración y, sobre todo, ha instado al Gobierno a mantener la consolidacin fiscal y abordar nuevas reformas estructurales. Además, el banquero central ha alertado de los riesgos de relajar las últimas reformas de las pensiones.

Hernández de Cos ha señalado, en concreto, que la economía española afronta riesgos externos, como la normalización de la política monetaria y el incremento del proteccionismo, pero tambin internos, sobre todo derivados del ámbito político. «La fragmentación parlamentaria que ha caracterizado el devenir de la política a escala nacional durante los últimos años genera incertidumbre sobre el curso de algunas de las principales económicas, en relación tanto con el necesario proceso de consolidación presupuestaria como con la también necesaria adopción de nuevas reformas estructurales que permitan aumentar el potencial de crecimiento de la economía», ha dicho, añadiendo que «un hipotético repunte de la incertidumbre asociada a la situación política de Cataluña sigue representando un riesgo adicional para la estabilidad económica».

En ese contexto, y en línea con lo que el Banco de España ya manifestaba en su informa anual de 2017, publicado el pasado mayo y sobre el que el gobernador ha basado su intervención, Hernández de Cos ha instado en primer lugar a aprovechar la actual fase expansiva de la economía nacional para «afrontar con prontitud y determinación el necesario proceso de consolidacin fiscal». En este sentido, el gobernador ha recordado que tanto la ratio de deuda pública sobre el PIB como el déficit público se mantienen por encima de los niveles fijados por las autoridaes europeas, alertando de que eso puede acabar afectando al crecimiento económico.

En este sentido, Hernández de Cos ha hecho un llamamiento el Parlamento a tomar medidas para garantizar la sostenibilidad financiera del sistema público de pensiones. El banquero ha valorado positivamente los efectos de las últimas reformas de las pensiones, de 2011 y 2013, pero ha lamentado que «los últimos desarrollos legislativos parecen ir en la dirección de relajar la aplicación de los mecanismos actuales de reequilibrio», en referencia a que primero el PP en un pacto con el PNV y después el PSOE en alianza con Podemos han recuperado la indexación de las pensiones al IPC y demorado la entrada en vigor del factor de sostenibilidad.

El Banco de España ha alertado, en este sentido, de que volver a revalorizar las pensiones conforme al IPC implicará un incremento del gasto público superior a tres puntos porcentuales del PIB en el año 2050. «Garantizar la sostebilidad financiera del sistema requerirá, por tanto, incorporar medidas adicionales por el lado de los ingresos o de los gastos», ha afirmado, pidiendo que se recupere el sistema de ajuste automático de las pensiones y apostando además por elevar la contributividad del sistema. O lo que es lo mismo, que las contribucioines y las prestaciones sean cada vez más similares.

El supervisor ha recomendado al Ejecutivo socialista aprovechar también el actual ciclo económico para abordar reformas estructurales necesarias y, ha dicho, «evitar su reversión». Hernández de Cos ha hecho hincapié en la necesidad de profundizar en la reforma del mercado laboral no solo por la aún elevada tasa de paro, sino también por la elevada tasa de temporalidad y rotación contractual. Además, ha pedido que se facilite que las empresas puedan ajustar sus salarios a la productividad del trabajo, que se impulse una evaluación de las políticas activas de empleo, se fomente la conciliación laboral y familiar y se fomente la natailidad.

Además, ha dicho, «las medidas dirigidas a proteger las rentas más bajas deben diseñarse de modo que no disminuyan la empleabilidad», en referencia al incremento del salario mínimo interprofesional, que el Gobierno de Sánchez y Podemos han pactado elevar a 900 euros al mes. Al respecto, el gobernado ha recordado que la evidencia empírica que ya hay sobre las subidas del SMI señala «que el aumento del salario mínimo tiene un efecto negativo –aunque limitado– sobre el empleo agregado en la economía» y que su impacto sobre la probabilidad de perder el empleo «resulta significativo en el caso de determinados colectivos, como los ms jóvenes y los de mayor edad con menor formación». «El nivel del SMI y sus incrementos anuales deberían diseñarse, por tanto, teniendo en cuenta la productividad de los trabajadores afectados y su grado de empleabilidad si se quieren evitar efectos no deseados, en forma de pérdida de empleo y aumento de la desigualdad».
Source: ABC

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *